Mao Tse-Tung

Escrito por Mao Tse-Tung en 1930 en el marco de su lucha contra el dogmatismo en el Partido Comunista de China, Contra el culto a los libros se ha convertido en una obra referente para todos los revolucionarios en la lucha ideológica contra el idealismo: “Si afirmamos que el marxismo es correcto, no es en absoluto porque Marx haya sido un “profeta”, sino porque su teoría ha demostrada ser acertada en nuestra práctica y en nuestra lucha (…) Una correcta y firme táctica de lucha del Partido Comunista en modo alguno puede ser elaborada por unas cuantas personas encerradas entre cuatro paredes, sino que sólo puede nacer de la lucha de las masas, de la experiencia práctica”

Descargar

Conjunto de 5 números escritos para la Nueva Gaceta del Rin. Órgano de la Democracia en abril de 1849. En Trabajo asalariado y capital expone los conceptos de trabajo enajenado, proceso de trabajo, proceso de valorización, subsunción del trabajo al capital y el propio trabajo asalariado como la esclavitud moderna de todo el proletariado. En palabras de Marx: “expondremos tres grandes apartados: 1) la relación entre el trabajo asalariado y el capital, la esclavitud del obrero y la dominación del capitalista, 2) la inevitable ruina, bajo el sistema actual, de las clases medias burguesas y del llamado estamento campesino, 3) el sojuzgamiento y explotación comercial de las clases burguesas de las distintas naciones europeas por Inglaterra, el déspota mundial”.

Resolución para el IX Congreso de Organización del Partido en el 4º Cuerpo de Ejército del Ejército Rojo de China (llamado VIII ejército y Nuevo 4º Cuerpo de Ejército durante la Guerra de Resistencia contra Japón, posteriormente Ejército Popular de Liberación) celebrado en diciembre de 1929. En la obra, Mao Tse-Tung denuncia la desviación militarista de entender el ejército como un cuerpo militar de viejo tipo, el ultrademocratismo, el igualitarismo absoluto, el subjetivismo, el individualismo, el putchismo y la mentalidad de insurrectos errantes. Asienta las bases sobre un Ejército de Nuevo Tipo bajo influencia marxista-leninista, concepto que será desarrollado en obras posteriores bajo la idea “el Partido manda al fusil, y jamás permitiremos que el fusil mande al Partido”. La resolución fue adoptada en todas las unidades del Ejército Rojo, no solo en el 4º Cuerpo de Ejército.

Escrito en 1937 y expuesto en una serie de conferencias del Instituto Político y Militar Antijaponés de Yenán, Mao Tse-Tung escribe Sobre la práctica para denunciar los errores de subjetivismo, dogmatismo y empirismo que existía en el Partido Comunista Chino: “En nuestro Partido había cierto número de camaradas dogmáticos, que, durante largo tiempo, rechazaron la experiencia de la revolución china, negaron la verdad de que “el marxismo no es un dogma, sino una guía para la acción” y trataron de intimidar a la gente con palabras y frases de las obras marxistas (…) Había también cierto número de camaradas empíricos, que, durante largo tiempo, se limitaron a su Fragmentaria experiencia personal, ignoraron la importancia de la teoría para la práctica revolucionaria y no vieron la revolución en su conjunto (…) las ideas erróneas de unos y otros, y en particular las de los dogmáticos, causaron entre 1931 y 1934 enormes daños a la revolución china; además, los dogmáticos, disfrazados de marxistas, desorientaron a gran número de camaradas”

Escrito en 1937 y expuesto en una serie de conferencias del Instituto Político y Militar Antijaponés de Yenán, Mao Tse-Tung, Sobre la contradicción es la segunda parte de la crítica lanzada contra el dogmatismo, el subjetivismo y el empirismo en Sobre la práctica. En esta segunda obra, se analiza la universalidad de la contradicción, su particularidad, su aspecto principal y secundario, y diferencia entre contradicciones principales y secundarias y contradicciones antagónicas y no antagónicas. El texto presenta a la contradicción en el centro del materialismo-dialéctico: “La universalidad o carácter absoluto de la contradicción significa, primero, que la contradicción existe en el proceso de desarrollo de toda cosa, y, segundo, que el movimiento de los contrarios se presenta desde el comienzo hasta el fin del proceso de desarrollo de cada cosa”

Discurso pronunciado por Mao Tse-Tung en la XI Sesión (Ampliada) de la Conferencia Suprema del Estado, y publicado en el periódico Diario del Pueblo el 19 de junio de 1957. El texto hace referencia a la diferencia entre contradicciones antagónicas y no antagónicas dentro del socialismo en función de su papel dentro de la lucha de clases. Analiza una serie de problemas en la edificación del socialismo en el país: el problema de la eliminación de los contrarrevolucionarios, el problema de la cooperativización agrícola, los industriales y los comerciantes, de los intelectuales y las minorías nacionales, sobre la industrialización en China y cómo fomentar el desarrollo cultural sin que se imponga la ideología burguesa.

Informe de Mao Tse-Tung a la VI Sesión Plenaria del Comité Central elegido en el VI Congreso Nacional del Partido. Este pleno del Comité Central tuvo gran importancia porque se ratificó la línea del Buró Político del órgano: organizar al pueblo chino mediante lucha armada en la resistencia contra Japón y educar a las masas en la retaguardia. A lo largo del texto aborda el patriotismo, el internacionalismo, la ejemplariedad de los comunistas, la línea de masas, la política de cuadros, la planificación medio y largo plazo y la táctica y la estrategia, la disciplina del Partido, la democracia en su seno, la lucha de dos líneas y la formación.